«Necesitas estar más en tí, para crear. Creas desde Dentro»

Esa frase se integra en mi mente mientras me encuentro sentada en un árbol de mi casa. Como la música de los vecinos me molesta, me pongo unos auriculares con música Zen.

Espero tras media hora, observando como mi mente se distrae con varias preocupaciones. Descubro mi adicción por mirar el móvil y observo que vuelvo a irme de mi centro. Respiro, abrazo al árbol y vuelvo a apoyarme en él.

«Todo lo creas tú y lo has creado tú.»

Veo en mi brazo una araña saltarina medio parda y negra. Es rápida, enérgica y hasta logro ver sus diminutos ojos azabache, brillantes y redondos.

-«Yo soy creadora, Yo soy Constructora.»

-Llega hasta mi hombro y marcha de mi cuerpo en un salto hacia el suelo. Reflexiono sobre su energía creadora y sobre lo que va a tratar este artículo…

«Sí, Tu creación.»

-¿Quién habla? ¿Quién me acompaña? (Visualizo una Serpiente Verde.) 

-Todo lo has creado tú. Hasta el máximo gran sufrimiento.  Hasta aquello que dices no desear. Tu inconsciente, es consciencia creadora. Tu dolor y tu herida también es creación tuya. Deja de pedir a los Devas, animales, entidades y otros seres que alejen de ti aquello que «no deseas» y simplemente SE lo que Deseas. 

Me quedo impactada ante tanta honestidad.

-Tu vientre está limpio ahora. ¿Cómo te sientes?

-Gratamente neutra. Sorprendida en cierto modo. En mi centro. Ya ninguna adicción o posesión me perturba. El deseo no es obsesivo.

-Bien. ¿Puedes sentir tu deseo o creación ahora?

-No del todo. He cerrado mi poder bajo llave.

-Eso sigue siendo decisión tuya. Puedes abrir la puerta y querer respirar, oler y Vivir desde tu poder creador.

-Lo sé.

-Adelante. (Me invita a que lo sienta en ese mismo instante)

-Este ejercicio me perturba, sufro cierta ansiedad.

-Sé mi cuerpo. Deslízate por esta tierra y siente cada piedra, cada temperatura del suelo, cada planta y hierva mientras serpenteas.

De repente me convierto en ella y repto en la tierra durante unos minutos.

-¡Siento cierto acogimiento en la tierra, como si estuvieras cubierta! ¡He visto dónde duermes y dónde te cobijas!

-Eso está bien. Solo quería enseñarte que siempre podemos encontrar ese resguardo. Estés donde estés. Aunque sea en un espacio abierto. Tú estás cubierta y protegida siempre.

-Gracias.

-¿Menos nerviosa?

-Más abrazada por la vida.

-Empecemos el trabajo pues. Seré muy concisa para tu mente:

-Has de comprender que todo lo que has experimentado lo has creado tú. Y a pesar de que la creación la asocias con la feminidad, con la gestación y con todo aquello con que lidias continuamente y peleas en relación al otro sexo; no sois si no dos energías de una misma fuente dónde ambos crean por Igual.

-Tu creencia y tu conflicto son una creación de tu mente, de tus raíces, incluso de patrones de antepasados que ni siquiera son tuyos. Pero los vínculos de lealtad hacen que involuntariamente desees trabajar en esos conflictos para liberar el linaje de tu grupo de almas y de tu familia. Los patrones se repiten y las experiencias se asemejan, haciéndote de muestra que tu pensamiento es verídico. Pero simplemente es el reflejo de tu creación interna.

-Estás sobradamente preparada para enfocarte por fin en lo que deseas. En ser tu propio deseo. Moverte como tu propio deseo, respirarlo, saborearlo, visualizarlo y crearlo con tus manos como si fuese barro.

-Yo soy el poder que hay en tí para hacer Alquimia. 

-Me parece un trabajo extremadamente duro y muy profundo…

-Forma parte de tu decisión. Necesitas limpieza profunda, para liberarte de todo ese Ruido mental, has de hacer un trabajo profundo de limpieza en tu espíritu. Limpieza. Limpieza profunda.

-Compromiso. Compromiso ha de haber en tí para que todas las piezas encajen y se muevan hacia tu objetivo. Se abran las puertas, las personas, las situaciones y los contextos necesarios.

-Valoración y conexión con tu propio Amor. Otra gran hazaña.

–  …

-Sí, tu trabajo espiritual y personal puede parecerte fuerte. ¿Pero cuando no has hecho trabajos fuertes e intensos? Siempre han sido así. 

-Es cierto, siempre han sido así… Tanto en mi mundo interno como en mi mundo externo.

¡Oh! ¿De veras voy a trabajar en mi? ¡Siento hasta cierta ilusión!  (En ese momento me invade una plenitud.)

-La ilusión es la chispa del comienzo. Tu compromiso, la base de tu trabajo, tu continuidad, la gestación, y el fruto, son los resultados de tu cambio interno. ¿Quieres ver resultados? Te lo repito: Sé aquello que deseas, vive aquello que deseas, conviértete en aquello que deseas. 

-Sé consciente de tus pensamientos, creas constantemente en el plano mental, espiritual, emocional y tridimensional o físico. Actualmente eres una veleta de tus pensamientos, pero tus pensamientos ¿son elegidos por ti?

-Muchas veces sé que no, y soy consciente de lo que hay más allá…

-Si sabes esto, sabes Gran parte del Juego. Tú no eres un implante controlado y parasitado. Tú eres Dios en Acción. Hablo de ti, y hablo de todo aquél que lea estas palabras a través de ti.

-Ahora quiero que seas tu cuerpo y sientas tu vientre.

(Me incorporo para adentrarme en mi.)

-Yo soy la creadora de Mi Vida. (En ese momento siento como un gran filtro cae de mi espalda, mis hombros y mi cabeza. El corazón se ensancha y mi boca se sorprende como si hubiera descubierto América).

-Integrado.  Mi labor siempre será acompañarte en todos los procesos. Recuerda que solo soy un apoyo más y que tu Tótem está protegiendo tu camino. Sé tu deseo, sé lo que deseas ser y simplemente lo serás. Despeja el ruido de tu cabeza. Mira a los ojos de tus animales. Sé creadora con responsabilidad. Con consciencia.

-Gracias por la transformación.

-Da a la tierra lo que verdaderamente puedes Ser y entregar. Estaremos muy agradecidos de que compartas con nosotros el trabajo en unión hacia la evolución de la consciencia. De tí depende subirte e implicarte en este camino.

-Siempre me he casado con ese propósito. Pero pocas veces he querido casarme conmigo misma.

-Lo que no hagas desde dentro, no lo lograrás desde fuera. Pero sabemos que lo harás por la simple honestidad y consciencia que demuestras ante tus debilidades, bloqueos y deseos de prosperar. Estamos agradecidos de tu cuidado. Puedes dar más y serás infinitamente más, cuando te eleves. 

-Te amamos. (En ese momento aparen muchos seres que cuido y he cuidado o se han cruzado en mi camino)

-Gracias por reconducirme al amor. Gracias por reconectarme.

 

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Deja un comentario